Junio camufla el paro médico

BAJA el desempleo PERO CRECEN LOS DEMANDANTES
Junio camufla el paro médico
Las sustituciones de verano llevan a Enfermería a alcanzar la mayor reducción (-21,9%), seguidos por los médicos (-14,9%) y los farmacéuticos (-6,35%)

El Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), dependiente del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, ha hecho públicas las cifras de paro en el sector sanitario correspondientes al mes de junio. Según la estadística oficial, el paro médico se ha reducido un 14,9 por ciento, dejando la cifra final en 2.886 especialistas parados, 509 menos que en mayo, mes que marcó el récord absoluto al rozar los 3.400 facultativos en situación de desempleo.


Evolución del paro médico en el último año.

Respecto a junio de 2012, el paro en Medicina es un 20,1 por ciento superior, marcando la diferencia anual más amplia de los tres grandes colectivos sanitarios. A ello se suma el preocupante número de médicos licenciados registrados como demandantes de empleo en junio: 5.253, ligeramente más alta incluso que la de mayo (5.235). La entrada de los MIR de último año al mercado laboral está detrás de estos números, aunque no explica cómo a día de hoy hay casi un millar más de facultativos en busca de un trabajo que hace un año.

Por su parte, en el mes de junio Enfermería ha rebajado su número de desempleados un 21,9 por ciento, hasta dejar una cifra final de 14.215 parados y 22.926 demandantes de empleo. Son casi 4.000 enfermeros en paro menos que en el mes de mayo, aunque respecto a junio de 2012 la diferencia es un 6,1 por ciento superior. Farmacia se queda en 3.364 parados (-6,35% mensual) y 4.279 demandantes de empleo. La variación anual deja también malas perspectivas para el sector farmacéutico, que cuenta con un 18,8 más de parados que hace un año.

Sumando a las tres profesiones mayoritarias en el sistema sanitario el balance que deja el primer mes del verano es de 20.465 sanitarios altamente cualificados en el paro (-18,7% respecto a mayo) y 32.458 demandantes (-7,1%). El inicio de las sustituciones de verano ha logrado maquillar el crecimiento exponencial del número de sanitarios parados; una cifra que, si no se toman medidas, volverá a recuperarse a partir del mes de septiembre atendiendo a la evolución registrada el pasado año.

Brasil busca 7.000 médicos extranjeros para su servicio de AP

OFRECIMIENTO A PROFESIONALES ESPAÑOLES
Brasil busca 7.000 médicos extranjeros para su servicio de AP
Tres años de trabajo prorrogable a otros tres más y todo por una remuneración de 3.435 euros mensuales netos

El Gobierno de Brasil ha anunciado este viernes en Madrid, por mediación del secretario de Gestión del Trabajo y Educación en Salud de su Ministerio de Salud, Mozart Sales, la oferta de unas 7.000 plazas en el servicio de Atención Primaria del país sudamericano para médicos extranjeros.

Mozart Sales.

De esta forma, y a través del programa ‘Mais Médicos Para o Brasil’, el Ejecutivo brasileño pretende cubrir “las carencias” que actualmente tiene su sistema sanitario, el cual sólo tiene “1,8 médicos por cada 1.000 habitantes”, indica Sales, que sostiene que el objetivo es llegar “a 2,7 por cada 1.000 habitantes”.

Por ello, la nación carioca ha puesto en marcha esta iniciativa desde este martes y hasta el próximo 25 de julio, por la cual los profesionales comenzarán a trabajar en la segunda quincena del mes de septiembre. De cualquier forma, éste será únicamente el primer desembarco de médicos extranjeros, los cuales pueden inscribirse vía ‘on line’ a través de la página web ‘maismedicos.saude.gov.br’.

En cuanto a las condiciones laborales, éstas se enmarcan dentro de un contrato de tres años de trabajo prorrogable a otros tres más y todo por una remuneración de 3.435 euros mensuales netos, “más una vivienda, alimentación y transporte adecuado y seguro”, manifiesta Sales.

A su juicio, los profesionales españoles “tienen más probabilidades” de acceder a este programa debido a su mayor facilidad para el idioma y a que España “es un modelo en sanidad, un ejemplo y un referente”. No obstante, subraya que podrán intentar entrar en él todos los médicos que pertenezcan a países con más de 1,8 profesionales para cada 1.000 habitantes.

En concreto, Sales afirma que Brasil necesita 169.424 médicos, los cuales esperan conseguir a través de las mejoras que se están aplicando en las infraestructuras del país. Así, explica que, se va a intentar paliar “la mala distribución” de galenos en Brasil mediante la creación de nuevas facultades en las zonas en las que hay más necesidad y con la ampliación de las existentes.

De cualquier forma, recuerda que ya se ha mejorado en los últimos años, y es que “hay un 360 por ciento más de plazas para estudiantes en algunas zonas que las que había en 2010”. Sin embargo, lamenta que “el 70 por ciento de los municipios tienen dificultades para contratar a médicos y un 23 por ciento tienen plazas vacantes en los servicios de Atención Primaria”.

Hay dos plazas por cada médico en Brasil

Tal es la situación de necesidad de profesionales, que “de cada 100 plazas de anestesiología, 8,3 están vacantes”, dato que se eleva a 14 en Pediatría”, asegura. Por ello, se da la circunstancia en algunos momentos de que “hay dos plazas de trabajo por cada médico”, indica.

De ahí la creación de este Decreto Ley por el que Brasil busca profesionales que recibirán un sueldo superior al que obtiene un médico de esta nación. En él, también se establecen los criterios de selección, entere los que se encuentra tener un conocimiento “mínimo” de la lengua portuguesa.

En este sentido, Sales sostiene que, durante los primeros 21 días del profesional en Brasil, éste recibirá una formación del lenguaje, la cual podrá ser ampliada tras una evaluación pasado este tiempo. Además, se formará al médico en los pormenores del sistema sanitario brasileño, así como en aspectos relacionados con enfermedades tropicales.

Tras ello, se trabajará en equipos multidisciplinares y con un tutor, por lo que “no va a estar aislado”, expone el secretario de Gestión del Trabajo y Educación en Salud, que también expone que “podrán afiliarse a la Seguridad Social”.

Aunque observa que el hecho de tener la especialidad de Medico de Familia será un plus a la hora de ser seleccionado, Sales indica que, debido a que en Brasil no es necesaria esta especialidad, podrán acceder al programa los médicos españoles que no hayan realizado la residencia. Además, informa de que, en relación a la elección del municipio, ésta se hará según orden de inscripción.

Por último, el embajador de Brasil en España, Paulo Cesar de Oliveira Campos, ha remarcado el avance registrado en Brasil durante los últimos 10 años en cuanto a programas sociales, los cuales han provocado “una ascensión social de las clases más pobres”. Más allá va este programa a su juicio, el cual es “salud 2.0”.

En este sentido, manifiesta que “empieza a preocuparse por la calidad del servicio público y de la sanidad”. Por ello, concluye que es algo “satisfactorio” que debe agradecerse también “a la cooperación española”.